Las cajas de cartón de modesto tamaño sirven y mucho. Hablar de este tipo de empaques nos remite a todo un universo de productos que podrán lucir en escaparates, anaqueles y estanterias protegidos por estas pequeñas cajas ideadas con medidas mínimas para cubrir el mercado de objetos diminutos.

Estas cajas hechas en cartulina de máxima resistencia cubren un ámbito comercial muy selecto y determinado, el cual corresponde a su vez a diferentes ámbitos comerciales, destacando entre ellos, la farmacia ( cajas para medicamentos, como jarabes y pastillas) la joyería ( relojes, pendientes, brazaletes y colgantes de metales y piedras preciosas) así como piezas de ferretería de pequeña envergadura ( clavos, tornillos y pequeños destornilladores y cables) juguetes, telefonía móvil, artículos de cosmética, y producto de escritorio de diferente índole.

Esto es apenas la punta del iceberg en cuanto a la implementación de este producto se refiere, porque estas cajas de cartón pueden cumplir un sin número de funciones, que serán determinadas por el usuario, porque cada una de ellas encierra un cúmulo de beneficios, a comprobar a través de su continuo uso.

¿Razones para elegir el cartón?

Cuando hablamos del cartón señalamos un material muy práctico, ligero y muy limpio a la par que ecológico, con el que podemos ”envolver” productos de muy distinta naturaleza, conservando su estructura y preservando su forma, y su total integridad, es decir, el cartón, ayudará en gran medida a que el artículo que tenga en su interior, no se rompa.

De igual manera, nos referimos a un material de muy fácil traslado, tomando en cuenta de la misma manera que estas cajas en su gran mayoría son de carácter auto montables, y aptas para recibir la tinta con la que desees a fin de imprimir datos comerciales y corporativos, a color o en blanco y negro.

No en vano hablamos de uno de las materias primas más solicitadas por los clientes de imprenta, ávidos de cajas con medidas mínimas a fin de colocar en ellas todo el stock de sus productos y acceder a través de ellos a su mercado en particular.

Alternativa donde las haya, si buscas economía y que esta se traduzca en rentabilidad, largo tiempo en lo que a la vida útil del producto se refiera y líneas que cumplan con tus cánones estéticos, esta es una muy buena alternativa a considerar, y que en ningún caso, empleado correctamente te defraudará y mucgho menos causará pérdidas económicas que repercutan negativamente en tu presupuesto.